miércoles, 11 de febrero de 2009

Grafton superstar

La señora Sue Grafton, con sesenta y ocho años, minifalda, unas piernas estupendas y simpatía permanente, nos contó todo esto una tarde de febrero en Barcelona, como ya blogueó Julen en directo, y se dejó hacer estas fotitos.

Mi padre escribía novelitas policiacas. A los ocho años me enseñó cosas muy útiles: a enlazar una escena cumbre con otra y a trabajar bien los personajes secundarios.

Conozco a gente mayor dinámica e inteligente y así lo reflejo en mis novelas. Tranquilo todo el mundo: Henry el casero vivirá hasta el final del alfabeto.

Mi novela favorita del alfabeto es J de juicio, porque escribiéndola aprendí a trabajar en libertad, a jugar con los libros y a no intentar siempre la perfección. Si intentas ser perfecta, acabas siendo mediocre. No hay que tener miedo al juego ni al fracaso.
Trabajé quince años en Hollywood, así que sé muy bien cómo destruyen las obras. Por eso no les venderé nunca los derechos de mis novelas. Es un regalo que hago a mis lectores. No los venderé porque no merece la pena. [Aplausos]

Ya tengo pensados todos los títulos de la serie. El último será Z is for Zero.

Kinsey Milhone es mi alter ego, la persona que habría sido yo, si no me hubiera casado ni tenido hijos. Así vivo, mediante ella, una vida de aventuras, sin padecer el lado negativo de todo eso.

En la U tiene ya 37 años. En la Z tendrá cuarenta. Es una buena edad para dejar de perseguir a los malos.

Como Kinsey, yo también hacía jogging por las mañanas y consumía comida basura. Yo también me he divorciado dos veces. Voy por mi tercer marido.

Los políticos son los mejores novelistas negros del mundo. Ni a Kinsey ni a mí nos interesa la política. Y no he votado a Obama.

Los autores clásicos del género negro eran hombres que escribían para hombres. Paretsky, yo y otras empezamos a cambiar las cosas y, así, liberamos a los hombres, pues desde entonces ya pueden describir sin complejos el vestuario de los personajes.

El vestido negro de tela mágica de Kinsey existe. Lo compré por 98 dólares (lo más que he pagado jamás por una prenda) y estaba hecho de una tela que se retiró del mercado porque resultó ser cancerígena. Mis hijos me prohíben ponérmelo.


Technorati tags

20 comentarios:

kweilan dijo...

Hace poco que he descubierto a esta autora y tengo su último libro preparado para leerlo.Felicidades por el post. La verdad es que da gusto ver gente con una edad y que esté tan bien!!

malvisto dijo...

... y yo que ni voy por la primera. Quizá pasé, realmente. Un abrazo,

Jokin dijo...

Qué mitómana eres! Yo SÓLO le pedí que nos dedicara cuatro libros, otro para regalar a ama y que se sacara una foto conmigo. Y lo hizo todo ;-))

calamarin dijo...

"Si intentas ser perfecta, acabas siendo mediocre" fantástica esta frase, sobre lo de no venderse a HOllywood yo también lo aplaudo con mayúsculas... Pero su poder es casi infinito y torres más altas han caído... cuando ellos ponen dinero sobre la mesa no hay limites y la pasta es muy tentadora...

Lucía dijo...

Menos mal que Henry llega hasta el final de la seria, es un tipo genial.
Me uno al aplauso de no vender los derechos de los libros a Hollywood. Un bravo por la Sra. Grafton.
Me ha encantado el post, Noemí, y me muero de ganas de leer ya la T.
Un abrazo.

39escalones dijo...

Genio y figura. Nunca me ha dado por leer nada suyo, aunque conozco varios títulos. Quizá ponerle una cara me ayude a dar el salto.

Helua dijo...

Tengo la "T", pero no me animo a leerla.. temo q quizá esta vez me decepcione? ummm..

peke dijo...

Helua, no te va a decepcionar. Es diferente e innovadora.
Noemí, un cotilleo (yo que non soy nada dada a ellos, pero no me puedo resistir), A que Sue se hizo un arreglito a los lados de la barbilla?
Excelente el extracto que nos pones. También a mí me gustó eso de que si eintentas ser perfecta resultas mediocre.

Noemí Pastor dijo...

KEILAN, si te gusta, ¡enhorabuena! Tienes desde la A para leer.

MALVISTO, nadie lo lee todo. Un beso transatlántico.

JOKIN, mi mitomanía se ve refrenada por un exacerbado sentido del pudor y la inevitable sensación (equivocada, claro) de estar dando la vara a una mujer a la que no le pagan para eso. Pero me parece bien que otros se atrevan. Te felicito.

CALAMARIN, yo vendería mi blog a Hollywood a buen precio, pero la señora Grafton obtiene elevados ingresos de su literatura. Se lo puede permitir. Con todo, la aplaudo.

LUCÍA, yo la estoy leyendo, pero no avanzo nada. No porque no me guste. A mí me ha hecho ilusión también lo de Henry. Sospecho que Grafton tiene ya escrita, o bastante avanzada al menos, toda la serie, por si las moscas.

ESCALONES, tendrás entretenimiento del bueno y bastante cinematográfico, además.

HELUA, la T es diferente, pero tiene ingredientes interesantes. Todavía no me atrevo a publicar nada hasta que la termine. Ya comentaremos.

PEKE, hija, no sé qué decirte, no soy muy observadora con esas cosas, pero sí la vi menos mofletuda que en otras fotos de más joven. Puede que tengas razón.

Os beso.

Fernando dijo...

Sin miedo al fracaso. Da gusto aprender de esta gente que tiene las cosas tan claras.

El Caballero dijo...

Nuca heleído a esta autora y temo que, por el género de sus novelas, posiblemente no lo haga. Pero ha dicho unas cuantas cosillas muy interesantes en el post que bien pueden servir a cualquiera para sumar a sus conocimientos. Adiós.

Noemí Pastor dijo...

FER, bueno, ha tenido laaargo tiempo para experimentar y escarmentar, que no sé si son verbos sinónimos.

CABALLERO, ¿no es muy categórico eso de "nunca la leeré"? Ya sabes lo que decía Ian Fleming: "Nunca digas nunca jamás". Un abrazo.

Anónimo dijo...

En Hollywood hay de todo, como en botica. Hay películas estupendas y hay "callos" infumables. Además no hay que olvidar que Holllywood es una industria, un negocio en el que se venden productos y, por tanto, hay que contar con realizar algunas concesiones al público. Es posible que a Sue Grafton no le guste como se tratan los libros y los guiones en Hollywood, pero gracias a su trabajo allí ha podido llegasin haber trabajador a donde a llegado. Porque casi nadie empieza siendo brillante e independiente. Si ahora no quiere vender sus derechos, bien por ella. Pero me parece un poco injusto generalizar diciendo que Hollywood destruye las obras.

Noemí Pastor dijo...

ANÓNIMO. Creo que te contradices en la frase "gracias a su trabajo allí ha podido llegar sin haber trabajado". ¿En qué quedamos? ¿Ha trabajado o no?
Ella estuvo allí quince años. Ella sabrá de lo que habla. Y una pregunta: ¿algún ejemplo de obra que Hollywood haya mejorado? No es una pregunta malvada, es que ahora, recién levantada, no se me ocurre ninguno.
Un abrazo.

Perem dijo...

Noemí, te lo he dicho por twitter, pero no esta de mas que te lo comente por aqui. Te he citado en el blog. Igual ya no te acuerdas, pero lo tenía pendiente.

Noemí Pastor dijo...

PEREM, no lo vi en el twitter, disculpa. Mil gracias por tu amabilidad. Un beso.

Möbius el Crononauta dijo...

¿Tiene algo que ver con M for Murder?

Saludos

Noemí Pastor dijo...

Creo que no, Moebius. Noes tan mayor. Tiene una novela, la M del abecedario del crimen, que se titula "M is for Malice".

LetrasNegras dijo...

Qué caña de tia, a mi me encantaría llegar a esa edad con esa actitud (y escribiendo como ella lo hace...)

Noemí Pastor dijo...

Pues sí, es un ejemplo para todas.