domingo, 16 de agosto de 2009

Crónica terceirense


Hola, ¿qué tal? Cuánto tiempo sin escribir nada aquí. Os cuento cómo me va en Terceira.

Me hospedo en Praia da Vitória, en la mismísima praia, que es la más aparente de la isla, porque en Terceira las playas son en general escasas, minúsculas y pedregosas, por lo que mantienen alejado al turismo de masas.

Me levanto temprano y me zampo un desayunorro típico azorense con queso de San Jorge, pan de higo con canela (bueníiiisimo), masa sobada, bolos levedos, folhaos de chila y un café muy rico. Es bueno el café en Terceira. En todas partes te ponen un garoto estupendo, con espumita y todo, al desorbitado precio de cuarenta céntimos de euro.

Después de tal festín, como me remuerde la conciencia, me voy a hacer una carrerita por el paseo marítimo, no por la playa, porque la arena está muy blanda y me machaca las piernas. Tras la carrerita, duchita. Y a propósito de la higiene os contaré que percibo aquí cierta psicosis con la gripe A. En el avión que me trajo de Lisboa nos dieron consejos que no atendí y dos personas se pusieron mascarilla. En el aeropuerto te fríen a carteles y folletos y en todos los lavabos públicos hay instrucciones sobre cómo jabonarse bien las manos para evitar contagios. ¿Será para tanto?

En los pocos días que llevo aquí me ha dado tiempo a mucho: he recorrido el magnífico casco antiguo de Angra do Heroísmo, he subido a pie hasta la Lagoinha y me he caído de culo en la bajada, he fotografiado, como veis, varios impérios, he alquilado en la playa una espreguiçadeira (¡con lo fácil que es decir tumbona o hamaca!) minutos antes de que empezara a llover y me he cruzado unas cuantas veces, por los caminos del interior y por las poblaciones costeras también, con enormes manadas de vacas.

Dentro de poco abandonaré esta isla de Terceira y me iré a la de Flores. Mis próximas letras serán desde allí. Muchos besos. Agur.


Technorati tags |

16 comentarios:

jaio dijo...

jejeje y tú, que podrías hablar en plural, lo haces en singular... ¿o te has dejado al ciclista por las bárdenas reales?

jaio dijo...

¡ah, se me olvidaba! ¡a disfrutar y a dar envidia!

molano dijo...

Qué rico suena todo. Me parece oler el pan de higo con canela. Qué cosa los imperios. Me estás poniendo viajero que no quería.
Sigue y cuenta plis.

calamarin dijo...

Amore, cuanto te envidio... (sanamente)

Tarántula dijo...

Buena crónica de viajes ¿qué tal la gente? me da curiosidad por verificar si son pintorescos y amables como comentan. Un saludo desde el caribe.

Lucía dijo...

No puedo leerte a la hora de comer, no sabes cómo se me han puesto a rugir las tripas mientras leía ese desayuno bestial con el que comienzas cada día, y yo con mis cuatro galletitas que tomé a las 9 de la mañana.
Me apunto lo de espreguiçadeira en mi libreta de vocabulario portugués, ¡pelín difícil de pronunciar!
Buen viaje a Flores.

Beijinhos.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Veo que estás disfrutando de lo lindo y que incluso te da tiempo ainmortalizar los lugares, eh!!! Bonitos edificios.
Sigue disfrutando tú que puedes y tómate undesayunito de esos a salud de tus lectores.
Besicos muchos guapa.

Y encima se llamaba Alabama dijo...

Me alegro mucho de que estés aprovechando el tiempo (también de que estés en un entorno tan bello). Disfrútalo!

Dante B. dijo...

y se va la terceira!
a por la cuarta, de Flores...

sinseso dijo...

ay
que lindo se ve
quiero ir

¿te conté que ya enfrenté el episodio de influenza H1?

y si tienes buena salud, no es para tanto. son los productores de tamiflú los que dicen que sí, que es para tanto.

Noemí Pastor dijo...

JAIO, cariño, el ciclista cuenta su versión y yo, la mía, que no tienen por qué coincidir. Besitos.

MOLANO, a mí estas islas me encantan, pero no quiero decírselo a nadie, no vaya a ser que se me llenen de gente y se echen a perder. Más besos.

CALAMARIN, amore, me puedes envidiar enfermizamente también si quieres. Besos más.

TARÁNTULA, la gente es correcta, pero no excesivamente amable. No dan conversación. En bares y restaurantes, no te hacen demasiado caso, van a su aire y a su ritmo, que es lento. Pero me parece bien. No tienen la culpa de que yo sea una impaciente.

LUCÍA, mira, yo aprendo a decir beijinhos. Me tienta esta lengua. ¿Le daré al portugués? Quién sabe.

CASA, hija, fotos he hecho para aburrir. Ya iré poniendo alguna bonita. Es que elpaisaje lo merece. He puesto los impérios porque son de lo más exótico.

Y ENCIMA... gracias por los buenos deseos. Procuro disfrutar todo lo que puedo.

DANTE, caro, mañana mismo cojo el avión para Flores. Tengo muchas ganas porque es una de las islas más salvajes. Ya contaré.

SINSESO, enhorabuena por haber pasado ya la gripe. Un trabajador de la salud del País Vasco me dijo que en otoño vamos a enfermar todos y que, cuanto antes, mejor. Yo, la verdad, no tengo miedo.

Os beso y me voy a la playa un ratito. Até logo.

HLO dijo...

Disfruta del café, que ya es raro que sea bueno, y del fresquito, que en la península estamos que echamos fuego por las fauces, como los dragones.

Jo Grass dijo...

Joer, prima, ¡qué bien suena todo eso!: los deliciosos desayunos, los paseos y hasta las vacas!!!

A disfrutar que los días de asueto no abundan. Yo también por tierras levantinas, disfrutando de campo y playa...ummmm

besote

C.Ruiz dijo...

Qué bien suena, sobre todo eso de que el turismo avasallador no llega.

A mí se me acabó el chollo, así que me pondré "verde" leyéndote.

Un abrazo!

peke dijo...

Suena estupendo. Más!, más!

Fernando dijo...

Son txulísimos esos imperios. Me encanta ese estilo portugués profundo. ¿Habría alguno dedicado al Espíritu Santo de Elvis?