lunes, 4 de agosto de 2008

Segunda crónica araceniense


Mi casa de Aracena estaba antes, según dice mi casera, "en las afueras afuerísimas", pero el pueblo la fue engullendo y ya está dentro del casco urbano, un poco en la esquinilla y justo donde empieza el recinto ferial, la feria, que están empezando a organizar. En mi misma puerta están levantando la portada del recinto; ahora no es más que tubos y alambres, pero pronto será bombillitas de colores.

Eso será de noche, porque aquí, en Aracena, la vida empieza cuando el sol está ya bien caído y no madruga nadie: a las nueve de la mañana el mercado está desierto, con algunos puestos todavía sin instalar, y los kioscos de periódicos, cerrados; las piscinas, las públicas y las privadas, abren a las doce del mediodía; a las ocho de la tarde aún no ha despertado Aracena de la siesta y las plazas están vacías; el cine y el teatro, la animación en bares y restaurantes, comienzan a las diez y media de la noche... Todo de noche.

A mí, más que la noche, me gusta el anochecer, cuando el cielo va pasando por todas las tonalidades del azul al negro, las calles huelen a flores y salen de cacería las golondrinas y los murcielaguillos.

La foto la he hecho por la mañana, temprano, en la plazoleta de San Pedro, donde hay una escultura de un vestidito de niña.


Technorati tags |

11 comentarios:

Helua dijo...

No me extraña q sea todo de noche, pq la vez q yo estuve por ahí, cascaba un calor q ni te cuento.. eso sí.. el jamón buenísimooo... además, no se donde he leido q no engorda ;-) besos guapa.

jaio dijo...

Pues no parece que se estén ustedes aburriendo mucho. No sabe cómo lamento no haber llegado a tiempo de facilitarles un buen cuchillo jamonero. Ya saben ustedes que un buen jamón de bellota procede de cerdos con un mínimo de 50% de sangre ibérica, criados en extensivo y alimentándose de los recursos de la dehesa.

Es algo más que un producto gastronómico, contiene innumerables virtudes que se relacionan directamente con nuestra salud. Su carne, baja en calorías, protege el sistema circulatorio, reduce el colesterol, y es rico en todo tipo de vitaminas. Es antioxidante, tiene un alto contenido en vitamina E y aporta vitaminas B1, B6, B12 y ácido fólico, que resulta muy beneficioso para el sistema nervioso y para el buen funcionamiento del cerebro. Además, es rico en minerales, esenciales para los huesos y es un alimento recomendable en las dietas hipocalóricas, ya que tan sólo posee unas 150 kc. por cada 50 gramos.

Vamos que sirve para más cosas que el tampax.

BUDOKAN dijo...

Qué hermosa escultura la que se ve en la foto. Saludos!

cacho de pan dijo...

GRACIOSA ESCULTURA
que lo pases bien

Julen dijo...

Nati, me acabas de alegrar la mañana. De cabeza a por jamón, jamón del gueno, del que tiene todo eso que dices. Esto está lleno de cerdos. Qué gran país.

Anónimo dijo...

Ojú! con la calor. Que la hagan algo. Bonito sitio, y que te lo pases bién.

P.D.: entre los comentaristas me suena mucho un nombre, porque la "h" no se pronuncia ¿verdad?. Por si acaso no coment.

Benjuí dijo...

A ver qué vida: hay que adaptarse a las condiciones ambientales, y sólo las lagartijas se atreven a asomar el morro, con esos calores...

peke dijo...

Estuve en Aracena hace bastantes años y recuerdo que en Jabugo (que, por cierto, tiene una calle con forma de barco) olía a jamón. Y no es cuento.
El calor, sí, es mucho. Uf.

Agatha Blue* dijo...

Hola Noemí...

Te escribo desde casa... llevo de baja casi dos semanas ( Vértigos... bufff... veo el mundo como si me hubiera bajado de un mal viaje en noria... y como hoy me encuentro un poco mejor y se me van acumulando las cosas para contarte te escribo algo )

En primer lugar recomendarte este lugar:

www.clubviajero.com

Creo que te va a encantar. Me acordé de ti cuando leí un post que publicó hace unos días acerca de Sexo en Nueva Yorck.

Por otro lado el tiene en ese post un enlace de Gipsy Rose Lee, pero la relación entre Gipsy y yo te la contaré via E-mail.

Me ha encantado la foto, ( me ha vuelto loca esa escultura de vesidito de niña ), el pueblo y como describes en pocas palabras la esencia de la visita a un lugar querido.

Un abrazo largo Noemí.

Agatha Blue*

calamarin dijo...

Agosto parece que tiene que ser así... un poco como describes la vida en Aracena, todo se para, todo se transforma en un casi desierto, fijate incluso el mundo blog también se paraliza... pues vaya rollo.
(Aunque es comprensible y me resigno)

perem1 dijo...

Mientras leía la entrada estaba repasando mentalmente las salidas o viajes que has descrito últimamente..... Muy viajera estas .... ja, ja...

Un saludo. Y ya sabes... fotos.... fotos... queremos fotos.. y si algunas van con gorrito para la lluvia mejor....

Un saludo.